Como Empezar un Proyecto de Diseño Web [Infografía]

Siempre hay una primera vez para todo — y al fin llegó la hora de ¡tu primer proyecto de diseño web! Mientras que llegar a este punto ya es un logro de por sí, mantener a tu cliente contento requiere de una serie de conocimientos muy diferentes. No eres solo un diseñador — eres el director del proyecto, y ofrecer una buena atención al cliente es esencial para ganarte a los clientes y hacerlos recurrentes, así que necesitarás estar en el punto de mira desde el día uno.

Pero, ¿dónde empezar? Puede que no hayas aprendido mucho en la escuela acerca de la gestión de proyectos, así que nos gustaría darte algunos consejos. La infografía de abajo perfila cada paso del proceso de diseño web de principio a fin. El primer paso de un proyecto de diseño web es aprender lo que tu cliente necesita: sus objetivos en general, el propósito del sitio web, su audiencia, que características requiere. Recuerda, este es su proyecto, no el tuyo. Tu estás aquí para hacer realidad su visión — y siendo optimistas, para ofrecer algunas ideas creativas que harán el sitio web mejor de lo que se hubiera imaginado.

Necesitarás conocer los objetivos de tu cliente antes de nada, porque es así como determinarás el presupuesto. Después, estima el presupuesto y el tiempo en un acuerdo escrito. Este acuerdo contendrá a tu cliente por un lado y a ti y tus cuentas por otro.

Ya hemos definido las expectativas — ¡bien! Ahora necesitas investigar un poco. Parte de tu trabajo es determinar la mejor experiencia posible para los usuarios en la web, y esto normalmente significa crear un perfil del usuario para determinar como cubrir las necesidades de los posibles usuarios. Cada sitio web sirve a un propósito y facilita este propósito al máximo en la medida de lo posible, ¡así que esto es lo que queremos conseguir! o al menos lo intentaremos.

La imagen que resulta de toda esta investigación y planificación ayuda a hacer planes más claros para ti y tu cliente. Gestionar la respuesta del cliente puede ser peliagudo, pero hay una regla de oro: si hace una sugerencia que crees que afectará a la estética o la funcionalidad del sitio, hazle cambiar de opinión de una manera agradable y profesional — después de todo, el cliente no esta solo pagando por tus conocimientos, está pagando por tu entrenamiento y experiencia. Al final, este es su sitio web, no el tuyo. Equilibra tus opiniones profesionales con las exigencias del cliente y saldrás ileso de esta fase del proyecto.

Ya es la hora de programar — ¡tu parte favorita! pero cuando hayas terminado de programar, no te olvides de revisar todo y probar la compatibilidad con otros navegadores. Subir un sitio sin probarlo seguramente dará una mala impresión en los ojos de tu cliente.

Cuando estabas en la escuela, probablemente pensaste que programar sería la parte más complicada de tu profesión, pero dirigir un proyecto puede ser igual de complicado. Con suerte, mantener tus clientes contentos puede ser la mejor recompensa de un sitio bien construido.

Guía de Proyecto de Diseño Web

HowToWebDesign

Desarrollador php especializado en convertir un buen café en código. Amante de JavaScript, Laravel y WordPress. Adicto a cualquier herramienta que acelere el desarrollo web. Sígueme en Twitter @zreedee.

Boletín de noticias

0 Comentarios

No hay comentarios aún

Deja tu respuesta

*
* Longitud mínima: 20 caracteres